Quizás sepas un poco sobre los desodorantes y los antitranspirantes, pero es posible que existan algunos datos que aún desconozcas.

Los desodorantes y los antitranspirantes controlan el sudor y el olor corporal. Los encuentras en spray, stick o roll-on y están formulados con una mezcla de varios ingredientes. El trabajo principal de un desodorante es controlar el olor mientras que el de un antitranspirante es reducir la cantidad de sudor que secretamos.

Ingredientes de los desodorantes

Los desodorantes y los antitranspirantes suelen contener alcohol, que ayuda a controlar los olores. El alcohol ayuda a matar las bacterias que causan los olores desagradables.

Sin embargo, mucha gente elige usar desodorantes con base mineral, eficientes en detener la humedad y en controlar los olores. Algunos de los desodorantes más fuertes como el spray sin fragancia UltraDry de Garnier actúan absorbiendo natural y continuamente la humedad.

Los desodorantes ofrecen distintos niveles de protección por hasta 72 horas y se recomienda aplicarlos en la noche a la hora de ir a dormir. Tu piel está más fresca y más seca en esa parte del día, así que los ingredientes del desodorante serán más eficaces. Puedes, por supuesto, seguir usando tu desodorante favorito en cualquier momento del día o de la noche para tener esa sensación fresca y placentera.